Consejos para lucir unas uñas sanas

Cada vez más somos los personas que nos unimos a la moda de lucir unas uñas estéticamente bien, pero ojo, hay que prestarle atención a los aspectos relacionados con la salud, ya que las uñas nos pueden indicar de la existencia de algún trastorno oculto.

Un mal aspecto de la uñas puede dar cierta información de interés médico, si cambian de forma, de color o grosor sin motivo aparente puede ser que nos estén avisando de algún problema sistemático.

Acude a tu centro de estética de confianza y habla con tu esteticista sobre el correcto cuidado de las uñas, ella te ayudará.

¿Cómo es una uña sana?

Una uña sana es suave y sin ningún tipo de marca. Su color es uniforme y su consistencia dura pero flexible. Presenta un pliegue periungueal (cutícula) el cual está libre de irritaciones y padrastros.

Síntomas de una uña en mal estado:

-Surcos en las uñas

-Estrías

-Adelgazamiento o engrosamiento

-Cambios en la forma

-Cambios en el color de la uña

Cuando notes algunos de estos síntomas, la mejor opción es que acudas a tu dermatólogo de confianza o a una esteticista profesional para que puedan valorar tu caso y así buscar una pronta solución.

Algunos consejos para cuidar tus uñas

  • Buena alimentación: Se recomienda el consumo de alimentos ricos en vitamina A y B así como lácteos que nos aporten el calcio suficiente para lucir unas uñas en buen estado.
  • Limpieza y secado: Es importante mantener tus uñas secas y limpias, esto hará que los hongos no aparezcan.
  • Protección: Aunque en muchas ocasiones resulte incómodo es recomendable usar guantes para todas las tareas que supongan una agresión para las uñas.
  • Hidratación: Ya conocemos la importancia de la hidratación para nuestro cuerpo, no hay que olvidar que las uñas forman parte del órgano más grande del cuerpo, la piel, por lo que hay que incluirlas en nuestras rutinas diarias de hidratación. ¡No te olvides de ellas!
  • No las muerdas. Es muy importante que cortes tus uñas con los utensilios adecuados; tijeras adecuadas y lima. No uses tu boca, ya que puede ocasionar roturas e infecciones.
  • Pedicura y manicura.¡OJO!. Si vas a acudir a algún centro a que te realicen algún tipo de tratamiento en tus uñas fíjate en que sea un establecimiento acreditado donde trabajen profesionales y pregunta qué tipo de técnicas realizan.
  • Cuida tus cutículas: Cuando te hidrates las manos incide en ellas con un masaje. ¡Nunca las cortes!
No solo es importante un bonito diseño, hay que combinarlo con el cuidado de la uña.

Empieza a cambiar tus hábitos y a cuidar tus uñas, no solo es importante lucirlas bonitas sino cuidarlas y mimarlas a diario. Acude a tu centro de estética de confianza y habla con tu esteticista sobre el cuidado de las uñas, ella seguro que te dará los mejores consejos y te ofrecerá los mejores servicios.

(Visited 61 times, 1 visits today)