5 Trucos fáciles para superar pensamientos negativos – Especial esteticistas

Los pensamientos negativos son tu enemigo silencioso, te poseen lentamente y ni te enteras. ¿Cómo superar pensamientos negativos? aquí te lo contamos…

Todo empieza un día cualquiera con un “qué torpe soy”. Cuando te das cuenta vives en un ataque constante a tu autoestima. Al final los pensamientos negativos intrusivos frenan tu éxito por qué no te sientes capaz de hacer muchas cosas.

¿Te suena?

Si bien es cierto que todos sufrimos pensamientos malos involuntarios, en el sector de la estética el problema es aún peor:

Las esteticistas conocemos mil técnicas, productos, clientes… Tanta presión nos carga y muchas veces al mínimo fallo (que todos cometemos) nos invaden pensamientos negativos incontrolables.

¿La parte buena?

Igual que tu mente los crea… ¡Los puede eliminar!

¿Vemos cómo hacerlo juntas?

 

Cómo superar pensamientos negativos de tu mente y vivir en paz: 

(5 Técnicas para esteticistas)

 

1- Situate como espectador de tus pensamientos negativos:

Son intrusivos lo que significa que ¡Son incontrolables!

Aparecen cuando quieren y los puedes ver igual que una peli o una canción.

Son solo imágenes o frases que pasan por tu mente ¡Ya está! Deja que salgan conforme entran y sigue con tus cosas. Lo importante es ser saber que son pensamientos intrusivos que como vienen se van.

 

2- Cuando no puedas más ¡Toma un respiro!

Por norma general los pensamientos intrusivos aparecen por no encontrar la solución a un problema.

Insertar malos pensamientos es la forma que tiene tu cerebro de decir “¡Eh que tenemos que arreglar algo ¡Hazle caso!

Sin embargo tanta presión termina en bloqueo, generando más pensamientos negativos pero sin dar con la solución.

Cuando te sientas en el círculo vicioso ¡Toma un respiro! Sal a caminar o queda con alguien de confianza. Muchas veces relajarnos es lo único que necesitamos para cambiar el chip, eliminar malos pensamientos y ¡Dar con la solución!

¡Y si! Se que las esteticistas siempre queremos darlo todo, pero piensa en este tiempo de relax como una inversión a futuro porque ¡Te despejará las ideas y todo te saldrá mucho mejor! 🙂

 

3- Consigue pensamientos positivos gracias a las endorfinas:

Tu cuerpo tiene la capacidad de generar endorfinas, una sustancia que combate los estados de dolor, estrés y ansiedad causantes de pensamientos negativos.

¿Qué puedes hacer tú para generar endorfinas?

 

  • Ejercicio: Las libera para compensar el esfuerzo físico. Lo mejor es que poca cantidad es suficiente: Pasear, bailar o una sesión de yoga es todo lo que necesitas.
  • Masaje: Un simple masaje genera endorfinas y tu lo tienes más fácil que nadie. Comentalo con una compañera e intercambia masajes, primero tu a mi y luego ¡Yo a ti! 🙂
  • Tomar el Sol: La luz solar genera endorfinas pero ¡Cuidado! Siempre con mucha protección solar para sentirte bien hoy sin dañar tu piel mañana.

 

4- Evita estímulos negativos hasta limpiar tu mente:

¿No te pasa que después de quedar con la negativa de turno lo ves todo negro?

Personas tóxicas, malas noticias, imágenes negativas en internet…. son lo último que necesitan tus pensamientos negativos y ansiedad.

Alejate sobre todo de personas cargantes hasta limpiar tu mente.

Puede sonar egoísta pero, dejando atrás lo negativo tu actitud cambiará. Cuando te sientas mejor queda con esas personas para contagiar tu positivismo.

Si hablamos de “clientas chungas” que no puedes dejar de atender, lo ideal es ver sus palabras igual que tus pensamientos intrusivos. Son solo sonidos que entran en tu cabeza y salen, no tiene más importancia que esa.

 

5- Consigue metas y olvida las «frases positivas porque sí”

Últimamente está de moda combatir pensamientos negativos con frases positivas que te digan que eres la mejor “porque sí”

Puede parecer muy lógico, yo me digo que soy la mejor y al final me lo creo ¿No?

El problema está en que tu cerebro de forma inconsciente se pregunta ¿Por qué?. ¿Por qué eres la mejor? ¿Que has conseguido para ser la mejor?

Si no hay respuesta ya no es que la frase no funcione, es que ¡Te hará sentir peor!

En su lugar fija metas fáciles, que puedas conseguir con poco esfuerzo y realmente te demuestren lo buena que eres. Vamos con ejemplos:

 

  • Haz sentir mejor a clientas que vienen estresadas.
  • Recrea maquillajes con los que antes no te atreverías
  • Lleva a cabo promociones sencillas que sepas que funcionan…
  • Aprender nuevas técnicas de estética para sentirte mejor profesional (y ponerlas en práctica) 

 

Estás estrategias para superar pensamientos negativos obsesivos no solo te ayudan a vivir más relajada. Crean hábitos que te ayudan a ser mejor esteticista y controlar tus emociones.

Yo las sigo todos los días ¿Te unes a mí y los practicamos juntas? 🙂

(Visited 94 times, 1 visits today)